free counters

MARZO DE 2021 - ESPIRITISMO -
FRAGMENTOS DE MUNDOS PARALELOS (2020)


 Fieles a su costumbre, los argentinos Espiritismo han esperado hasta los últimos días del año pasado para publicar en casete su nuevo larga duración, Fragmentos de mundos paralelos, que apareció también en formato cedé un par de meses después. No sabemos si esto se debe a una lógica anticomercial que les permitiera evadirse de la efervescencia de las listas de fin de año o a un deseo de profanar la Navidad ofreciendo al mundo sus negras creaciones exactamente el mismo día en que el hijo del dios cristiano llegó al mundo, pero el caso es que el grupo sigue siendo tan independiente y enigmático como se ha mostrado siempre. Buena prueba de ello es que quien suscribe, ante la imposibilidad de conseguir el disco por ninguna vía digital, tuvo que dirigirse en su momento a la propia formación para preguntarles cómo era posible hacerse con él, a lo que el grupo contestó enviándole amablemente una promo. Lo que viene a continuación es una valoración entusiasta de un álbum que no solamente es muy sólido, sino además positivamente sorprendente.


Espiritismo - Fragmentos de mundos paralelos (Sons of Hell Prod., 2020)


 Este tercer disco completo de la formación porteña deslumbra inicialmente por el cambio de paradigma. Las canciones largas y relativamente homogéneas de sus obras anteriores han dejado paso a otras ligeramente más breves, pero sobre todo más variadas. El álbum en su conjunto también es más corto, y viene introducido y cerrado por dos interludios separados que aportan mayor diversidad y contexto. El raw black metal tradicionalista de antaño sigue siendo el pilar musical en términos estilísticos, pero aquí se pliega a una voluntad expresiva que le hace adoptar formas muy dispares sin que la cohesión global se resienta. Otras mejoras bienvenidas se encuentran a nivel de la batería, que se muestra más feroz que nunca, y también en la voz, que resuena con una malignidad concentrada todavía más densa. Pero sin duda la variación más llamativa se halla en los numerosos cambios de ritmo y de atmósfera, que hacen que cada tema sea una experiencia distinta y completa.

 Uno está acostumbrado a que los grupos se aferren al estilo que les ha funcionado en algún momento concreto de su trayectoria, cuando acabaron de definir su personalidad y conectaron con su público, por eso llama mucho la atención que Espiritismo haya optado a estas alturas por un cambio tan significativo. En estas páginas tuvimos palabras muy favorables para su anterior trabajo, Al Responder de los Muertos, y nos complace constatar que los puntos menos positivos del mismo, su homogeneidad y relativa simplicidad, han sido aquí enmendados y sustituidos por una mayor complejidad que sirve en gran medida a su propósito. El mejor ejemplo de ello es el cuarto corte, Seres desencarnados del mundo astral, en el que el grupo se vale de un ritmo más lento y rotundo, con una distorsión más áspera, una voz que se asemeja a una verdadera invocación y unos tambores rituales que no se escuchan en ninguna otra parte del disco, para ofrecer una inmersión en un ritual espiritista que impresiona tanto por su propia intensidad como por distanciarse formalmente del resto de canciones.


FRAGMENTOS DE MUNDOS PARALELOS PUEDE ESCUCHARSE EN SU
INTEGRIDAD EN LA PÁGINA DEL GRUPO EN BANDCAMP


 Pese a las diferencias, los rasgos más característicos que han sido una constante en toda la producción de Espiritismo también tienen aquí cabida, como los gemidos y aullidos de fondo que parecen los lamentos de las almas del purgatorio y, sobre todo, las letras en castellano escritas a modo de letanías repetitivas, que dan al conjunto la sensación de una ceremonia de comunicación con las ignotas fuerzas del Más Allá. En otros grupos menos entregados, estos dos factores podrían interpretarse como exageraciones histriónicas y teatrales sin mayor profundidad, pero aquí se plasman con un convencimiento que hace que resulten tan creíbles como honestos. A ello se suma la mayor amplitud formal, de la que hemos hablado en los dos párrafos anteriores, para conformar un tercer disco que no se limita a seguir una fórmula probada, sino que es todo un paso adelante en el desarrollo que llevó desde la primitiva aspereza de su debut Ceremonia de invocación, pasando por el raw black metal sistematizado de Al Responder de los Muertos, hasta la inyección de variedad y expresividad que es este Fragmentos de mundos paralelos.


Belisario, abril de 2021





Belisario 2021

© fotos de sus respectivos autores y/o dueños de los derechos

(material encontrado libremente en la red y reproducido sin ánimo de lucro)